Archivo de la categoría: Brevedades

Microrrelatos

He compartido tres microrrelatos en un concurso literario, podéis leerlos en los links que adjuntaré en este post y desde donde podréis votar si os gustaran alguno. No busco el voto más que por un solo motivo: la posibilidad de ganar algún premio, con la esperanza de recaudar dinero para poder viajar y reencontrarme con una de las personas más importantes de mi vida, que se halla en otras tierras. De todas formas mis expresiones artísticas y literarias las encontraréis en Autodudactas, junto a los delirios de un gran amigo.

¡Gracias!

MICRORRELATOS:

 
 

Neinsein – Persona (Canción y letra)

Hace ya un tiempo que ando escribiendo letras de Rap, un género con mucha amplitud como para introducir literatura, filosofía y otras cuestiones críticas. Pero esta es la primera vez que me digno a grabar una canción, de entre todas las que tengo con mi grupo Generación del 14. Por ello, os comparto por aquí mi primera creación materializada en video que, aunque corta, tiene su sustancia y contenido, influido por la película Persona de Ingmar Bergman.

Letra:

Lamento el tormento
Que me invento.
No hay otro vector
Que la muerte,
Lo admito;
Pero mezclo mitos y motes,
Ritos y gentes,
Litros y metros,
Antros y suerte:
La de encontrarte y encontrarme.

Inerme de arte
Creí verme,
¿Pero qué es arte,
Más que decorar
Y decolorar este desastre?
Tratar de hacer claudicar
Al tiempo, inerte e indiferente.
¿En parte, nos rendimos ante él
O ante una conciencia que nos encarcela?

Parcela paralela a mi norte,
En los bajos fondos.
Admirar la autoridad
Es aminorarte rotundamente:
No me soy libre de mi mismo
Y por eso me escondo…

Hay un cordón que al suelo me ata,
Otro en el cuello que me delata
Y una contradicción que me desata.
Detrás de la mascarada
Resuena la sonata
De una apariencia inacabada,
Pero aun así hay un silencio que me atrapa,
Que me agazapa,
Bajo las garras de…
¡No sé!
Poseído, me he ido
Desubicado del mapa.
¡Lo sé!
Lo he sentido:
Destruido por capas.

 

Implícita textual

Debe ser la desgana del sufrimiento.
Entonces, ¿por qué sufro?
Mientras, reservo punzantes rosas dentro de mí.
Aspiro a no entregarlas, pues temo.
Solo, he aprendido a prescindir, solo siento.
Imagino tanto y espero tan poco –solo a mí–.
Alevosía de nadie, solo expectativas matan.
¿De quién eres? No comprendo tal pregunta.
Osadía invade en mis días a solas.
Inoportuna la hora que transcurre hacia otra hora.
Maldita sucesión de oraciones sin cohesión alguna.
Precipitada exaltación de mi yo en penumbra.
Leo y releo lo que escribo y la verticalidad es más explícita.
Índole pesimista, pero apagas mis premisas.
¿Cuándo decidí contemplar el templo de tus pupilas?
Irradian esencia, colmando mi fútil y frágil alma.
Todo importa, pues eres todo, “nihil” ya no es nada.
Olvidé las lecciones que el fervor implicó –no a mi favor–.
Para no caer de nuevo, miento al espejo y el reflejo grita hasta romperse.
Al menos escribo –susurro–, ¿para qué?
Resistirán las palabras dentro, no sabré nada de tu parte.
Además, especularé las horas muertas de mi vida en relojes de arena.
Demasía de arena me entierra y florecen espigas de pena.
En esta enhiesta misiva escrita están las raíces implícitas.
Calor, al menos el arte calienta y el hambre alimenta.
Instante sucede a otro instante, rápida y lentamente.
Resol seca cada gota que se adelanta a la mente –lenta mente–.
Quiera o no, quieras o no, quieran o no, iba a traducirte en arte.
Un día anocheceré si el sol del templo muere, o me mata.
Entonces, ¿para qué sufro?
Todavía no encuentro el para ni el porqué, pero insisto…
Enciende el sufrimiento algo en mí: luz.
¿Alumbramiento? Miento, enciende elusión a ese mismo sufrimiento.
Memoria marchita, pero incesante éxtasis si te pienso.
O quedo sin aliento, y dejo estos suspiros.

~Antonio Cantó

Abolición es evolución

Si basáis vuestros esfuerzos en perpetuar el poder con continuas luchas hegemónicas no habéis comprendido la historia, si vuestra aspiración es poseer no habéis entendido nada, si vuestra rabia es consecuencia de vuestro sufrimiento únicamente os estáis desviando… No puede emerger un mundo nuevo optando por nuevas apariencias, sino destruyendo estas burdas y artificiales máscaras.

“Nunca seréis dignos de ser felices mientras tengáis algo que os pertenezca. Gritáis contra los ricos mientras sois pobres, pero el odio hacia los burgueses os viene de la endemoniada envidia de no ser burgueses” – Souverine (Germinal)

¡VOLAD!

El pájaro que habita en la jaula desde que nace hasta su muerte. No anhela ninguna libertad porque cree ser libre. Cree en lo que percibe desde la jaula, no percibe mas allá de su costumbre. Su felicidad se vuelve conformista y absurda, creyendo que el estilo de vida que lleva es el apropiado y natural para su ser.
Cuando un pájaro abandona su naturaleza, deja de ser pájaro.

Ahora cambia “pájaro” por “humano” y reflexiona …

¡VOLAD! ¡VIVID!